Ensayo de Eficacia: Tiloplus 300

En el mes de septiembre del 2009 se realizó una prueba de eficacia del producto Tiloplus 300 en vacas de tambo con síntomas de Pietin que es un conjunto de afecciones podales de diversa etiología concomitantemente a los factores climáticos de pisos barrosos con clima lluvioso en forma persistente.

Los orígenes de esta patología son muy variados desde metabólicos hasta traumáticos pero en el 90% de los casos finalizan con una infección bacteriana cuyos agentes mas frecuentes don el Fusobacterium necrophorum y el Bacteriordes nodosus.

El conjunto de afecciones podales más conocido como "pietín" generan en el tambo una importante pérdida económica. Junto con la mastitis y las enfermedades reproductivas, el pietín se encuentra dentro de las tres enfermedades de mayor impacto económico en la explotación lechera. Cada vez que el animal apoya el pie en el suelo sufre la presión del peso de su cuerpo en la parte ósea, las articulaciones y el estuche corneo del mismo.

Los animales con afecciones podales ven comprometida seriamente su producción, pues disminuye su rango social conjuntamente con su nivel nutricional. Disminuyen los litros de producción diaria, su estado corporal y en casos graves no se preñan por anestro.

La época del año donde se encuentran mayores casos de pietín es en el fin del verano y comienzo de otoño, aunque puedan manifestarse altas prevalencias a lo largo del invierno, sobretodo si se extiende el período de lluvias. Los campos encharcados y con superficies barrosas son factores que predisponen a un futuro contagio, ya que el casco protector del pie se ablanda y ante cualquier lesión queda expuesto a un ambiente con un alto riesgo de infección. Los accesos mejorados con piedras son otro factor de riesgo ya que es muy común ver animales con pequeños trozos de piedra en el espacio interdigital.

Los animales comienzan con lesiones leves apenes perceptibles que finalizan con una renguera manifiesta estadio en que ya su producción de leche puede haber descendido hasta un 36%.

Es por eso muy importante la detección temprana del problema y realizar un tratamiento adecuado, dentro del bagaje de productos antiinfecciosos del mercado últimamente el uso de la Tilmicosina se ha generalizado ya que en diferentes situaciones fue el antibiótico que mejor respondió agregándose el beneficio que no tiene tiempo de retiro en leche. En este caso ante la aparición de 6 vacas con sintomatología de lesiones podales se procedió a tratarlas con Tiloplus 300 a una dosificación de 1 ml cada 50 kg las vacas pesaban alrededor de 580 kg se inyectó 12 ml por vía subcutánea dejando 1 como testigo.

A las 72 horas se comenzó a notar una baja en la inflamación de la zona y alivio en el dolor podal notándose en la disminución de la rengera , en la vaca testigo la rengera persistía y toda la sintomatología también. Con este ensayo se confirmo que el uso de la Tilmicosina Fosfato en solución inyectable al 30% actúa en forma muy eficaz en el tratamiento del pietin.

Prueba de Tiloplus 300 en animales con Queratoconjuntivitis infecciosa.

En el mes de agosto de 2007 se nos informo de la Cabaña El 25 que pertenece al Laboratorio que varios animales categoría Toros de 26 meses de edad que se estaban preparando para una exposición ganadera presentaba lesiones importantes de queratoconjuntivitis.

Raza de los animales Aberdeen Angus de peso aproximado 550 Kg cantidad de animales atacados 4 de un lote de 17. La queratoconjuntivitis infecciosa bovina (QIB) es la enfermedad ocular más importante de los bovinos . altamente contagiosa y de distribución mundial. Es una enfermedad infecciosa y multifactorial, aunque afecta a los animales jóvenes, puede manifestarse en todas las categorías. Se caracteriza por producción de conjuntivitis con lagrimeo intenso, seguido de opacidad corneal (queratitis), queratocono y eventualmente ruptura de córnea. La incidencia en animales jóvenes suele ser tan alta como el 90%, en rodeos afectados, con un 20% o más de estos animales sufriendo al menos ceguera temporaria. Aunque el verano y la primavera son las estaciones en que la enfermedad se presenta con mayor frecuencia, pueden observarse brotes graves en invierno, cuando el ganado se encuentra confinado en establos cerrados o en engorde intensivo en este caso como los animales estaban prácticamente como en un corral de feedlot por la preparación para exposiciones se puede considerar un factor de contagio.

En Argentina, Zabala y Voges la describieron en 1901, sin embargo, Goñi relata que ya existía desde algunos años atrás en forma epizoótica.

Posteriormente Calcarami y col, en 1962, hacen observaciones clínicas y bacteriológicas hallando agentes similares al género Moraxella . La gravedad de la enfermedad depende de los agentes actuantes, observándose los cuadros mas severos cuando actúa Moraxella bovis en forma simple o combinada con el Herpes virus bovino,Branhamella ovis y/o Clamidias . A pesar de la importancia de estos agentes, la magnitud de un brote de QIB también depende de la presencia de distintos factores como estrés, condiciones ambientales (viento, polvo, aumento de intensidad de rayos solares), físicos (pastos encañados, rollos, alimentos en batea con polvillo) y biológicos (alergenos en el aire y moscas) entre los más importantes .

Se ha demostrado que existen diferencias de susceptibilidad entre razas y entre individuos de una misma raza Se observa generalmente que existe una prevalencia mucho mas alta de la enfermedad en Bos Taurus (razas británicas) que en Bos Indicus (razas índicas) y la severidad y la afección uni o bilateral es también mucho mas marcada en el ganado tipo europeo que en ganado cebuino y sus cruzas . La raza que experimentalmente es más susceptible a la enfermedad es la Hereford y sus cruzas, siguiendo en orden decreciente Aberdeen Angus y Charolais Existe consenso en considerar que las razas cebuínas y sus cruzas son más resistentes a la QIB.

La falta de pigmentación de los párpados es un factor fundamental en la variación de la susceptibilidad. Se ha sugerido que la mayor resistencia de las razas cebuinas se debería a la estructura encapuchada del párpado que protegería a la córnea, aunque no se descartan posibles factores inmunológicos.

Si bien la QIB es una enfermedad multifactorial, se considera a Moraxella bovis como el agente etiológico primario de la misma . También existen agentes secundarios, entre ellos Pseudomona sp., Pasteurella hemolytica, Staphylococcus sp., Streptococcus sp., Neisseria sp., Herpes virus bovino 1, Micoplasma y Thelazia spp. entre otros. La frecuencia de aislamientos de Moraxella bovis es mucho más elevada en animales con cuadro clínico incipiente que en los que están al final del proceso . No obstante, sin Moraxella bovis no se produce queratitis y conjuntivitis típicas de la enfermedad. El agente ha sido aislado en brotes de QIB a campo y la enfermedad fue reproducida experimentalmente por numerosos investigadores, mediante la inoculación del microorganismo o de fracciones del mismo (8). Además de los mencionados, otros microorganismos han sido asociados con la QIB clínica. El virus de la rinotraqueítis infecciosa bovina causa conjuntivitis en vez de queratitis, pero también puede junto con Moraxella bovis causar una enfermedad más grave. Se ha observado la participación de otros agentes bacterianos y virus no identificados y así mismo se sospecha que Neisseria catharralis y algunas especies de Mycoplasma tienen un papel etiológico. Cuando Moraxella bovis es instilada en ojos que han sido expuestos a la radiación UV o con infección simultánea con Mycoplasma spp. se observa una alta prevalencia de la enfermedad. Sin embargo, la instilación de Mycoplasma spp. en los ojos de bovinos sanos podría causar conjuntivitis, pero sería incapaz de producir QIB clínica.
Moraxella bovis es un coco bacilo pleomórfico Gram-negativo, aerobio que pertenece a la Familia Neisseriaceae. In vitro sus colonias tienen una morfología lisa o rugosa, existiendo cierta controversia con la descripción de estos dos tipos de colonias, para algunos autores las colonias lisas y hemolíticas de Moraxella bovis producían la enfermedad, mientras que las colonias rugosas o no hemolíticas no eran patógenas. Para otros la característica de colonia rugosa está asociada con la presencia de pilis en superficie, auto aglutinación en agua estilada y hemoaglutinación, y que las bacterias aisladas de casos clínicos forman colonias rugosas. La presencia de pilis de superficie y la producción de hemolisinas son los principales factores de virulencia y de patogenicidad que posee Moraxella bovis y serán tratados en detalle en patogenia. adherencia de la bacteria al ojo y la hemolisina erosiona la córnea produciendo un proceso inflamatorio que ocasiona lesiones y deforma el ojo.

En esta ocasión se procedió a tratar a los animales infectados con una dosis de 1 ml cada 30 Kg de peso vivo. Se aplico en 3 de los 4 animales infectados y se dejo uno como testigo.
Al tercer día postaplicación a los 3 animales tratados se empezó a observar la desaparición de la lesión en forma de nube que se había formado mientras que en el testigo la lesión permanecía sin cambios, a los 7 días pos tratamiento los 3 animales tratados tenían el ojo casi normal salvo una pequeña lesión en forma de punto en el centro del ojo , esta lesión en la mayoría de los casos no desaparece nunca en la vida del animal ya que es la cicatriz de la lesión en la cornea producida por la Moraxella mas cuando se comienza el tratamiento cuando el ojo ya tienen la lesión en forma de nube, de nuestra experiencia surge que cuando se comienza el tratamiento en fases muy tempranas de la enfermedad , o sea antes de la formación de la nube con este mismo tratamiento no queda absolutamente ninguna lesión ocular.
Independientemente de esa cicatriz los animales recuperan el 100% de la visión en el ojo afectado.

Conclusiones: Tiloplus 300 es un arma muy eficaz para el tratamiento y resolución de la Queratoconjuntivitis Bovina , como ya lo predecía toda la literatura disponible.